¿Soy muy joven para ahorrar?
1 Junio - 2016
Volver atrás
¿Soy muy joven para ahorrar?

Eres joven, saludable, con muchas metas por lograr y cimas a las cuales llegar. No hay una mejor etapa para vivir y disfrutar que esos años que nunca vuelven, porque lo que siempre has escuchado es que el famoso “cuco” con el que te asustaban cada noche, en realidad no es nada más y nada menos que los llamados y calumniados “ta”.

Es por esto que antes de que ese terrible monstruo llegue, quieres llevarte el mundo por delante, disfrutar todo lo que puedas y sobre todo, gastar. Es muy probable que tu cabeza no pase la idea de “guardar pan para mayo”. ¿Para qué guardarlo cuando es el momento de vivir, de disfrutar…? Fácil. Porque nunca se sabe hasta cuándo estarás. Es entonces cuando surge la interrogante de ¿y si nada sucede y te toca vivir hasta la vejez? Tu respuesta podría ser tan simple como “al menos disfruté” o “no, eso es ahora, pero cuando tenga familia ahorraré”.

Pues también hay otra solución. Esas metas que quieres lograr y las cimas a las que quieres llegar podrían ser más sencillas si comienzas a ahorrar desde joven. Y entonces es cuando le preguntas a tu fantasma del futuro, qué pasa si no ahorro desde joven. Simple…

Abrir una cuenta de ahorros con pequeñas cuotas que recapitalice los intereses obtenidos, desde que eres joven, te permitirá que al jubilarte tengas un buen capital con el que simplemente puedas vivir de los intereses. Mientras que si lo dejas para después de los “ta” tendrías que ahorrar cantidades más grandes, ya que el factor “tiempo” no estaría de tu lado.

Planifica tus ahorros, cumple tus objetivos y alcanza tus metas con la Cuenta Planner Joven.

Seguro también te has imaginado viviendo en una casa de ensueño, has repasado una y otra vez las reuniones que harás para disfrutar de una deliciosa parrillada alrededor de la piscina que recién construiste. La pregunta es cómo podrás hacerlo realidad si comenzaste a ahorrar a los 33, te casaste, tienes dos hijos y pagas alquiler. Sí, lamentablemente ese posiblemente seas tú a los 35.

Viajemos un poco más lejos, a los 55. Tu hija se casa y ni modo, ella quiere una boda. Pero sucede que, con tantos gastos en su educación, las visitas al médico, la hipoteca de la casa que aún no termina y los gastos de sus hermanos, no es mucho lo que tienes en el banco, porque le inyectabas poco a la cuenta.

Guardar ´´pan para mayo´´ no debe ser necesariamente una ciencia de la NASA. Eso no es más que ahorrar algo de tu salario, el 10% sería lo ideal, ahora que no tienes grandes responsabilidades, ya que esto te permitirá llevar un estilo de vida más apegado a tus sueños. Ahorrar a tiempo te dará mayores ganancias, puesto que tu dinero generará más intereses en un largo período, contrario a si lleva un corto tiempo.

El tiempo perfecto para ahorrar es ahora, el mañana es muy incierto para dejarle la responsabilidad de tus logros.

Compartir en: